Poetas en el CEEAL

Elegidas poetas 6

El lunes 3 de abril la poesía llegó al Colegio Ecuatoriano Español América Latina con motivo del encuentro internacional de poetas en Ecuador “Poesía en Paralelo Cero” que reúne a autores de nuestro país, España, Argentina, Bolivia, Costa Rica, Colombia, Cuba, México, Perú y Puerto Rico.

En esta ocasión nos acompañaron Laura Calvache, ecuatoriana licenciada en Ciencias de la Educación especializada en Filosofía y Literatura, y doctora en gerencia educativa, quien en el año 2007 publicó su poemario “Añoraré este sol” y es autora del libro “Quiero jugar con las palabras”, además de otras obras.

Rafael Soler, de Valencia – España, es ingeniero y sociólogo. Como poeta ha publicado varios libros, unos han sido traducidos y publicados en cinco idiomas o han participado en encuentros y festivales de Europa, Hispanoamérica y Asia.

Y Juan Suárez, estudiante de Comunicación y Literatura en la Pontificia Universidad Católica de Ecuador. Comenzó a escribir a temprana edad y sus poemas han aparecido en revistas literarias.

Los tres poetas expusieron acerca de este género literario a los estudiantes de Bachillerato. Les contaron sus experiencias como escritores.

Soler habló sobre la necesidad de escribir. “Un poeta escribe por necesidad de encontrarse, el poema viene cuando él quiera, tiene una voz, para reescribir su vida”. Para él hacer poesía es hacer terapia.

También les dejó una lección “Los cuatro puntos cardinales son tres, el norte y el sur”, con la que los estudiantes sonrieron.

Calvache les dijo a los chicos y chicas que si tienen algo que decir que lo hagan, les habló de la importancia de la lectura y les contó que a ella lo que más le gusta es escribir poesía sobre el mar porque éste le impresiona.

Por su parte Suárez dijo que “hay que dejar de pensar que el poeta es tocado por algo supremo, el poeta es una persona que sabe observar y encuentra algo que decir”.

Así el conversatorio transcurrió tratando el tema del encanto de la poesía y su importancia.

Luego los escritores leyeron algunos de sus poemas, queriendo las palabras, dándole gusto al sonido.

Al terminas los estudiantes les hicieron varias preguntas, demostrando mucho interés en el tema.